¿Que cuento es este de la historias?

A veces estoy en una reunión y me doy cuenta que los clientes quieren saber una sola cosa: -Muy bonito esto de las historias, pero ¿como puedes ayudarme? ¿Que puedes hacer por nosotros?

Y siempre respondo que son básicamente 2 cosas: videos, o presentaciones. Pero los hacemos con el enfoque del contador de historias. Porque si queremos hacer una gran presentación y mantener una audiencia cautiva por 18 minutos, debemos incorporar una historia o mas. Además, toda la presentación, deberá tener la estructura de una historia.

Y aquí llegamos a una pregunta que nos ha tomado algún tiempo contestar, ¿Son lo mismo las historias que las anécdotas? Si, son básicamente lo mismo, aunque para nosotros, la diferencia estriba justamente en el papel que tienen cada una en la presentación o el video. La anécdota se usa como ejemplo, es idealmente real, contiene nombres y lugares que le son familiares a la audiencia y tiene esa capacidad de aterrizar y de servir como ejemplo, o resultado de una acción.

Lo que llamamos historia, por otro lado, es la presentación o el video en si. Aquí utilizamos los elementos de la realidad, pero los acomodamos para que produzcan el efecto deseado. Debe respetar la estructura básica, es decir: Hacer un planteamiento (introducción); Presentar una crisis, un problema, una oportunidad. Luego hay que recorrer el camino (desarrollo), ir abriendo las puertas, mostrando la verdadera dimensión del reto, destapando intrigas, proponiendo soluciones, volviendo a encontrar trabas y así manteniendo al espectador interesado (porque esas historias donde todo sucede bien desde el principio, son a las primeras que le cambiamos de canal). En esta etapa, el terreno debe ser sinuoso, disparejo, interesante, sino nadie sufrirá por conocer el final y se quedarán dormidos. La gente que valora su tiempo, abandonará la sala o dejará de ver el video. Al final, debe haber una conclusión, una solución clara a la crisis, un resultado. Porque no… una moraleja.

Siempre recomiendo mirar TED, son presentaciones espectaculares, algunas tienen excelente apoyo gráfico, aunque no todas. Incluso, hay algunos valientes que se aventuran a hablar sin slides y es que la verdad, cuando una historia está bien estructurada, y es interesante, puede cautivar a la audiencia sin la necesidad de un Power Point. Nosotros ponemos cada vez mas énfasis en la historia y en la forma como el presentador la hace suya.

No te olvides, si todavía no estás suscrito y quieres recibir una buena historia, o un buen consejo acerca de como usar historias para liderar, todas las semanas,suscríbete aquí.